Alitas de Pollo con Salsa Barbacoa Casera

Esta semana queremos sorprenderos con una receta ideal para chuparse los dedos: Alitas de pollo con salsa barbacoa de elaboración casera

Lo de chuparse los dedos lo decimos de forma literal ya que es el típico plato que se come con las manos.

Además es de esas comidas que requiere de buena compañía para disfrutarlas plenamente.

El secreto de esta receta está en la salsa barbacoa casera. Este tipo de salsa combina el sabor ácido con el dulce. Además podemos añadir nuestras especias preferidas y darle un toque único. Aunque siempre respetando su base, debe llevar sí o sí: salsa de tomate, ketchup, mostaza (o algún vinagre), soja y miel. 

Alitas de pollo con salsa barbacoa de elaboración casera

Receta Alitas de Pollo Salsa Barbacoa---Alacena-de-la-Vega

La principal ventaja de las alitas frente a otros cortes es que son muy jugosas, lo que hace que sean estupendas para freír o para asar en el horno o en la barbacoa. 

En esta ocasión las vamos a hacer fritas en la sartén pero para la próxima las prepararemos al horno para que veáis que también salen buenísimas y nos ahorramos el aporte extra de calorías que supone hacerlas fritas.

En cuanto descubráis lo sencillo que es hacerlas en casa, estamos convencidos de que os va a encantar prepararlas muy a menudo.

Para ello vamos a dar paso a la explicación paso a paso de esta deliciosa receta.

Os animamos a que la cocinéis en estos días de verano donde compartimos momentos agradables con amigos.

Un saludo del equipo de Alacena de la Vega:

Pilar y Pedro

Imprimir receta
Alitas de Pollo con Salsa Barbacoa Casera
Destada-Alitas-de-Pollo-Salsa-Barbacoa-Casera---Alacena-de-la-Vega
Plato Aperitivo
Cocina Americana
Raciones
personas
Ingredientes
Plato Aperitivo
Cocina Americana
Raciones
personas
Ingredientes
Destada-Alitas-de-Pollo-Salsa-Barbacoa-Casera---Alacena-de-la-Vega
Instrucciones
  1. Retiramos el plumón o pelito de las alas, tarea que podemos facilitar chamuscando el ala sobre una llama o soplete.
  2. Cortamos las alas de pollo en 3 partes: muslo, alita y punta y las salpimentamos con la sal de pimientas. En nuestro caso utilizamos todas las partes del ala ya que nos gustan las puntas bien crujientes.
  3. En una sartén, añadimos 3 cucharadas de aceite de oliva virgen extra y cuando el aceite esté caliente freímos los trozos de las alas en distintas veces, para evitar que la temperatura del aceite baje y en lugar de freír se cuezan.
  4. Mientras que freímos las alitas de pollo, troceamos en trozos muy finos el puerro, la zanahoria y los ajos.
  5. Reservamos las alitas y en el mismo aceite pochamos los ajos, el puerro y la zanahoria. Añadimos la cucharada de azucar moreno y dejamos que empiece a caramelizar. Cuando las verduras y el azucar estén caramelizadas, añadimos el pimentón picante y retiramos del fuego la sartén (para evitar que el pimentón se queme) y añadimos las salsas de la receta: ketchup, soja e inglesa. Removemos e integramos todos los ingredientes.
  6. Volvemos a poner la sartén al fuego y añadimos la salsa de tomate casera, un poco de sal de cinco pimientas y la cucharada de miel.
  7. Cuando empiece a espesar la salsa, utilizamos la batidora para hacer la salsa más fina y homogeneizar todos los sabores.
  8. Incorporamos las alitas de pollo y removemos para que la salsa recubra todas las partes de las alitas.
  9. Podemos servirlas así o darles un ultimo calor en el horno a 180ºC durante 10-15 minutos.
Comparte esta receta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *